DECLARACIÓN FINAL DEL XVI ENCUENTRO EUROPEO de Solidaridad con Cuba, Ciudad de Berlín, del 9 al 11 de noviembre de 2012

Los 120 participantes del Encuentro Europeo de Solidaridad y Amistad con Cuba, provenientes de 30 estados y 54 organizaciones, nos dirigimos a los gobiernos europeos y a las instituciones de la Unión Europea. Estos deberán exigir al gobierno de los Estados Unidos de América el inmediato levantamiento del ilegal y criminal bloqueo económico, comercial y financiero que los EE.UU. van imponiendo a la población cubana desde hace medio siglo. Asimismo, las delegadas y delegados de este Encuentro exigimos la inmediata liberación de los cinco luchadores antiterroristas cubanos quienes, desde hace 14 años, se encuentran detenidos injustificadamente y a raíz de un juicio manipulado en cárceles estadounidenses. Además reclamamos el derecho de entrada a los EE.UU. para Olga Salanueva y Adriana Pérez, esposas de René González y Gerardo Hernández, a las cuales hasta la fecha se les niega el derecho de visita. Se trata de los cinco cubanos que fueron condenados ilegal e ilegítimamente por sus actividades para evitar atentados contra personas inocentes, mientras al mismo tiempo los verdaderos terroristas como Posada Carriles pueden andar libremente por las calles estadounidenses.

Exigimos a todos los estados europeos que se distancien explícitamente de la agresiva política intervencionista de la administración estadounidense que se inmiscuye en los asuntos internos de Cuba, y a la Unión Europea que abandone su Posición Común. Semejante posición no se ha formulado nunca contra ningún otro pueblo del mundo y no se corresponde con la opinión de los pueblos de Europa.

Exigimos a la Unión Europea que adopte una posición frente a Cuba que se base en la igualdad de derechos y sea honesta, sin que siga participando en el bloqueo estadounidense, y que se esfuerce efectivamente por el levantamiento del mismo. Al mismo tiempo, saludamos el hecho de que numerosos países de Europa hayan ampliado sus relaciones bilaterales con Cuba.

En nuestros respectivos países seguiremos luchando por el cese de la política europea de la Posición Común esforzándonos al mismo tiempo por el desarrollo y la profundización de las relaciones bilaterales de dichos países con Cuba. Asimismo nos esforzaremos incansablemente por el regreso a su Patria de Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Fernando González, René González y Antonio Guerrero.

Además, exigimos a la Unión Europea que termine su política de doble moral y demande decididamente el cierre del campo de concentración estadounidense en el territorio de la base naval de Guantánamo y la devolución de ese territorio al pueblo cubano, propietario legal del mismo.

En medio de la gran crisis de la economía del capitalismo mundial, del neoliberalismo y del sistema financiero internacional, Cuba y la Alianza Bolivariana de los Pueblos de Nuestra América (ALBA) están mostrando una nueva perspectiva de desarrollo que abre caminos hacia un mundo justo y pacífico, más allá de la dominación de los mercados financieros, más allá de la competencia y competitividad capitalistas y más allá de los Tratados de Libre Comercio que son una nueva forma de colonización. Cuba, mediante sus logros sociales, ecológicos y humanos y su solidaridad internacionalista, está visualizando esta alternativa. En Venezuela, Bolivia, Ecuador, Nicaragua y los demás paises miembros de la ALBA, se han logrado notables éxitos en la lucha contra la pobreza. Con apoyo por parte de Cuba, en Venezuela y Bolivia se ha eliminado el analfabetismo y se ha establecido un servicio de salud también para los más necesitados. Ello ha sido posible porque el socialismo cubano ha ido demostrando que los países pobres, a pesar de las condiciones extremadamente difíciles, sí pueden desarrollarse, a través de la construcción de un estado social, mientras que el sistema de mercado predica a la humanidad que tal estado social es un obstáculo e imposibilita la recuperación económica de la crisis. Esto demuestra qué tan enorme ha sido el logro de la sociedad cubana que no deja desamparado a nadie sino que garantiza una vida con dignidad y justicia para todos. Cuba y el proceso progresista en América Latina deben ser un impulso para las izquierdas anticapitalistas y otras fuerzas progresistas en Europa. Cuba también nos demuestra que la política tiene que ser internacionalista y que tienen que cambiarse las formas irracionales de vida y de consumismo ya que la calidad de vida radica en el conocimiento y en la cultura.

Apoyamos la creación de la CELAC como un paso más por la integración latinoamericana y caribeña.

Nos alegramos por la reelección de Hugo Chávez como Presidente de la República Bolivariana de Venezuela. Ésta ha sido una gran victoria para la Revolución bolivariana y para todos aquellos que queremos seguir con el proceso de desarrollo del socialismo, en el siglo XXI.

Los delegados del XVI Encuentro Europeo de Solidaridad con Cuba proponemos a todas las organizaciones de solidaridad que apoyen los programas de acciones elaborados por los tres Grupos de Trabajo (Libertad para los Cinco, Contra la posición común de la U.E., Política Mediática) implementándolos mediante las actividades en sus respectivos países.

 

¡Viva Cuba Socialista!

¡Viva la Solidaridad Internacionalista!

¡Libertad para los Cinco!

dado por unanimidad en Berlín, República Federal de Alemania,
a los once días del mes de noviembre del año dos mil doce

Volver